¿Qué hacer si encuentras un perro o gato perdido o abandonado?

En primer lugar, hay que recordar siempre que un animal perdido a menudo está asustado y que no podemos predecir su reacción, por lo que hay que actuar con precaución.

Lo ideal sería que él acudiera a nosotros, pero si no es así y nos tenemos que acercar, debemos ir sin prisa y con calma y asegurarnos que no se sienta acorralado. Podemos también usar la bebida y la comida como ayuda.

– Lo primero que podemos hacer, si el animal tiene collar, es buscar si tiene una placa o chapa o algún tipo identificación en el mismo, con lo que podremos ponernos directamente en contacto con el propietario. De no ser así, es importante preguntar a la gente de la zona si alguien ha pasado preguntando por un perro o si lleva mucho tiempo perdido.

Por ley, todo perro debe estar identificado mediante el microchip, que sería el equivalente a nuestro carnet de identidad. El microchip es un dispositivo que se pone debajo de la piel del animal, y cuyo un número de identificación está asociado con los datos del propietario. Para leer el número de microchip se usan lectores específicos.

– Es por eso que si encontramos un perro perdido, lo primero que tenemos que hacer es avisar a las autoridades locales como Policía Local, Guardia Civil, Ayuntamiento o Seprona, que disponen de lectores de microchip y pueden localizar al responsable de la mascota. En caso de que el animal no presente microchip son estas autoridades las que se encargan de llamar al correspondiente servicio de recogida.

– Cabe la posibilidad que mientras se espera al servicio de recogida aparezcan los dueños del animal, por eso siempre es importante esperar en la zona donde ha aparecido.

– Podemos seguir exactamente el mismo procedimiento en caso de que nos encontremos con un animal herido. En caso de que queramos auxiliarlo nosotros primero debemos ser cautos para evitar mordeduras o evitar mayor daño al animal. Si se decide llevar al veterinario sin la intermediación de los servicios competentes, y el animal no tiene microchip, seremos nosotros los que tendremos que correr con los gastos de la atención sanitaria del animal.

¿Qué hacer si pierdes a tu perro o gato?

– Si pierdes a tu perro, los pasos a seguir son similares. Lo primero debería ser buscarlo por la zona, preguntando a los vecinos e incluso en las casas cercanas. Es importante avisar a la Policía Local, Ayuntamiento, a la perrera y en estos casos también es útil llamar a las protectoras y las clínicas veterinarias, dejando tanto los datos del animal como los tuyos. Es útil también la difusión de la desaparición mediante las redes sociales y carteles en la calle.

– Un factor determinante para poder encontrar a un animal perdido es que éste lleve el microchip, puesto que así, si aparece, se tendrán datos de contacto, además si alguien más estaba reclamando al perro, su propietario puede acreditar que el animal es suyo.

Centro veterinario Wapití, en Cangas.

Normativa para viajar con animales

Fuentes: www.misanimales.com   www.aena.es

Si tienes pensado viajar con tu mascota, debes tener en cuenta la normativa de los aeropuertos y del país o zona de destino, ya que varían mucho.

En el centro veterinario Wapití, de Cangas, te ayudaremos a poner en orden la documentación y suministraremos las vacunas y otros tratamientos, si son necesarios. Tener la documentación en regla es obligatorio, pero garantizar su bienestar durante el viaje es lo más importante.

La normativa en aeropuertos sobre animales trata de evitar situaciones peligrosas o incómodas para los pasajeros, los acompañantes y también para los propios animales; nuestras mascotas se encuentran en un entorno extraño que puede generarles estrés.

Además, el cumplimiento de ciertas reglas sanitarias tiene como objetivo mantener la higiene y la salubridad del ambiente. Nuevamente, ello resulta esencial para el bienestar de personas y animales que circulan en el aeropuerto, porque se evita la proliferación de suciedades y agentes patógenos.

Normativa en aeropuertos sobre el transporte de animales

No existe una normativa en aeropuertos sobre animales que tenga alcance global. Cada país o comunidad autónoma tiene la libertad de proponer ciertas normas de conducta que orienten la presencia de animales en las instalaciones de sus aeropuertos.

Por ello, siempre se aconseja consultar la normativa vigente en el aeropuerto del cual despega y al cual se destina su vuelo. Para proporcionar un ejemplo orientativo, nos enfocaremos en las recomendaciones de AENA (Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea) para los viajes con animales.

Recomendaciones de AENA para viajar con animales

El folleto informativo de AENA empieza afirmando que los pasajeros pueden ser acompañados por sus animales en sus viajes, siempre y cuando abonen las tarifas correspondientes a su transporte. No obstante, cada compañía aérea tiene el derecho de tener su propia normativa respecto al transporte de animales en sus aeronaves, como veremos a continuación.

Los animales podrán ser transportados en cabina o bodega, según las determinaciones de cada compañía aérea. Para embarcar, deben estar en un contenedor apropiado para realizar el viaje de forma segura; sirva como ejemplo un transportín con las dimensiones apropiadas para permitir que el animal repose cómodamente en su interior.

AENA también aconseja a los pasajeros comunicar su intención de viajar con su mascota a la compañía aérea antes de adquirir su billete. También es importante conocer las condiciones para el ingreso con animales en el país o comunidad de destino, en especial tratándose de especies exóticas o perros potencialmente peligrosos (PPP).

Los tutores dueños contar con toda la documentación requerida para transportar a su mascota en el momento del despacho o embarque. Dichos documentos dependerán de cada país y cada compañía aérea.

Respecto a la permanencia del animal en el interior del aeropuerto, se recomienda mantenerlo en su transportín. Pero hay aeropuertos que aceptan la permanencia del animal solo con correa –y bozal, en caso de raza PPP– en sus instalaciones comunes.

Consejos de AENA para viajar con perro de asistencia o lazarillo

Los aeropuertos y las compañías aéreas suelen tener una normativa específica para el transporte de perros lazarillos y de asistencia. Más allá de ser animales de compañía, estos canes desempeñan funciones indispensables para la movilidad, la integración y la autonomía de su propietario.

Vida de un perro guía

Por ello, los perros de asistencia o guías suelen poder embarcar junto a sus dueños en la cabina del avión sin costes adicionales en España. Así mismo, es necesario que el animal permanezca con collar o arnés, bozal y correa durante todo el vuelo, y que respete el lugar asignado por la compañía aérea.

Para quienes necesitan viajar con perros lazarillos o de asistencia, la recomendación de AENA es siempre notificar a la compañía o recordar sobre el transporte del animal al menos 48 horas antes del viaje. También se aclara que en viajes internacionales, dependiendo de país de destino y de la compañía, el perro tendrá que ser transportado en bodega.

La polémica prohibición de AENA sobre alimentar animales en aeropuertos

La relativamente nueva determinación de AENA prohíbe que los tripulantes alimenten a los animales que se encuentran en los aeropuertos españoles bajo su administración. La medida prevé que los funcionarios puedan ser expedientados en caso de que instalen comederos, bebederos o refugios en las instalaciones aeroportuarias.

Según la compañía, la determinación pretende prevenir la reproducción o la instalación de colonias no controladas en los entornos de los aeropuertos. Recuerdan que muchos animales actúan como vectores u hospederos de zoonosis que pueden ser trasmitidas a las personas y que, por lo tanto, pueden convertirse en un problema de salud pública.

No obstante, la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) asegura que AENA indirectamente promueve el maltrato animal, ya que obliga a los tripulantes a ignorar el estado de vulnerabilidad de los animales. La posición es apoyada por muchos animalistas y sociedades protectoras.

Para más informaciones sobre la normativa en aeropuertos y los requisitos para viajar con animales, te recomendamos acceder al sitio web del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación.